Michavila, de viaje con una rubia “peligrosa” que no es Genoveva

Miércoles, septiembre 13, 2017 3 0

El pasado domingo madrugué mucho, mucho, mucho para ir a recibir a unos amigos franceses que  se están alojando en mi casa.

Una persona española  que me acompañaba, cuando bajábamos con las maletas desde la primera planta de la T4 hasta el parking, me susurró, como quien no le da la más mínima importancia: “Mira, ahí está José María Michavila“. Miré en dirección al lugar que me señalaba y solo ví una semicalva de pelo rizado gris y un jersey rojo “pijamen” atado al cuello, como los que se ponen los altos ejecutivos los fines de semana. A su lado, una rubia de pelo rizado, de la misma edad aproximadamente de Genoveva pero con un atractivo, digamos, más de andar por casa.

José María Michavila, llevaba como quien lleva un pañuelo de San Fermín, al cuello, estio pijamen, de pijo, no de pijama, un jersey de cashemer de 300 euros y al lado una rubia de pelo frito.

Yo bajaba, el subía, no llevaba cámara ni móvil, no había tiempo, casi me rompo los  piños contra la escalera mecánica pero lo quise ver de frente. Entré al trapo rojo de cashemere como una golondrina desesntrenada con el ala rota, pero no pude hacer nada. Aceleró el paso y se metió en el control de pasajeros, no sin que antes me quedara con la cara de la rubia, que vestía pantalón cómodo, chaqueta amplia con algo de hombreras y el pelo frito a lo Glen Closse en Atracción fatal. Es lista, volvió la cara, como los ratones que perciben en el cogote la mirada  de los gatos asilvestrados   en la espesura junto a los basureros, y gracias a esto os lo puedo contar. Tenía facciones de peligrosa, como Gleenn en aquella pelíucula . Y no digo nada, que igual es su secretaria y viajaban de negocios, y las querellas las carga el diablo.

Y siguen por ahí comentando los ultracatólicos que no por ello son la gente más católica que si a Genoveva le hubieran dado la anulación aún seguiría con José María Michavila. Él nunca habría admitido una boda por lo civil. Y cualquier mujer que sale con un hombre de convicciones “tan acendradas”, se dice así, sabe que si no se casa contigo es que no te toma en serio. En Vanitatis Jesús Manuel Ruiz señala que Genoveva quería boda, por lo civil, o por la iglesia, y que en su entorno no descartaban una reconciliación si no era para anunciar una boda.

Por cierto, he intentado explicarle todos estos impedimentos a mis amigos, quién es Michavila, su trayectoria, su pasado, etc, etc, los problemas supuestos de la ex pareja…y se han quedado “patidifua” con la historia.

3 Commentarios
  • Paco
    septiembre 12, 2017

    Jajajajaja, eres toda una profesional, jugándote el tipo para conseguir la noticia…….felicidades máquina 💪😃

  • L.s.
    septiembre 16, 2017

    ¡Tanto tiempo Marta! A ver si te prodigas más, que se te echa de menos.

    • martacibelina
      septiembre 29, 2017

      ¡Que alegrí L.S! Me encanta que sigas leyéndome. Perdón por esta ausencia tan prolongadea.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *