Cruz Sánchez de Lara: “A veces hay que dar un paso al frente”

Miércoles, septiembre 12, 2018 0 0

Cruz Sánchez de Lara posa junto a Pedro J. Ramírez en el Teatro Real, donde tuvo lugar la inauguración del II European Excellence Summit “Heritage and future”. Allí tuvo lugar un concierto seguido de una cena de gala en la que actuó como anfitrión el Marqués de Griñón. La cena fue servida por el Sha Wellness Clinic, el centro de donde se escapa Isabel Preysler, ex mujer del marqués de Griñón, para comerse una paella cuando se somete a dietas Detox, de Control de Peso y Rejuvenecimiento.

Cruz, que según me cuentan se cuida pero no hace cruentos sacrificios para estar en forma- es experta en los sitios donde se sirven las mejores tortillas de patatas de Madrid-, vistió un elegante traje rojo de Tot Hom con la espalda descubierta, un modelo  muy difícil de llevar si no tienes una figura perfecta.

Cruz es noticias por la querella que ha presentado junto a otros abogados del movimiento 24Dos contra la juez belga que se ha invadido la independencia jurídica de nuestro país al tramitar una demanda contra Pablo Llarena. “A veces hay que dar un paso al frente” ha manifestado Cruz, en unos momentos en los que tanto la sociedad catalana como la española está polarizada con respecto a lo que se debe o no se debe hacer.

Lo que es indiscutible desde cualquier punto de vista es que no se puede consentir que un juez belga se inmiscuya en los asuntos de nuestro país. Jamás había ocurrido algo semejante.
La querella del Movimiento 24Dos no solo va dirigida contra la juez, sino también contra Gonzalo Boye, el abogado de Puigdemont, y la traductora que intervino en la redacción de la demanda contra Llarena. Se considera en la mism que los querellados habrían cometido cuatro delitos: prevaricación judicial, usurpación de funciones, falso testimonio y falsedad documental…
He estado este verano en Bélgica, un país maravilloso que tiene sus propios problemas, muchos. Sorprendentemente siguen celebrando desde hace casi 500 años el Ommegang en la Gran Plaza de Bruselas. Fue la conmemoración de la Entrada de Carlos V y la Presentación de Felipe II, su hijo, en aquellas tierras.

Una señora sudamericana, residente en Bruselas, al darse cuenta de que era española me espetó: “Aquí les odiaban a ustedes… odiaban al duque de Alba y también a Carlos V, y como a ustedes no les gustaba trabajar todo el oro que nos quitaron se lo trajeron aquí para invertirlo en guerras. ”.

Mucho no nos debían de odiar cuando siguen recordando aquellos tiempos con tanto gasto y boato. La recreación era perfecta. Le recordé a aquella señora, con apellido castellano, que yo no le había quitado nada. Que mientras mi tatatatatarabuelo se quedó en España cultivando berzas o vaya usted a saber haciendo qué, el suyo, evidentemente se había ido a América a robar, pegar enfermedades, asesinar y someter como, ella sugería, a los indios.

¡Mucho cuidado con las interpretaciones históricas! No vi ningún sentimiento antiespañol entre los belgas, ni entre los flamencos, ni los de habla francesa ni los germanófonos. La mayor parte de los que desfilaban eran  hablantes de Neerlandés.  En Malinas, donde se crió Carlos V, el mayor orgullo es la cerveza que él bebía y aún se puede beber allí. Se la hacía llevar a España en toneles. Y está de muerte…


Ver esta publicación en Instagram

#bruselas #belgica #ConmemoracionEntradaCarlosVYPresentacionFelipeII #ommegangbrussels #carlosv #granplacebrussels #4julio

Una publicación compartida de Sara Fernández Olivo (@sarafernandezolivo) el


Sí están muy, pero que muy preocupados ante el enorme aumento de la población musulmana. Hasta el punto de que en algunas aulas de algunos colegios públicos casi el 100% del alumnado procede de países islámicos, sin que el profesorado esté preparado para asumir el reto de su escolarización.

Hablé con mucha gente y puede comprobar que existe un sentimiento racista mal disimulado que puede dar lugara a grandes desórdenes o una situación similar a la que se ha vivido en Suecia, donde la extrema derecha ha sido la tercera fuerza más votada ¡Que las señora jueza se preocupe de los problemas de su país y nos deje tranquilos a nosotros!

Todavía no hay comentarios

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *